P
A
C
K

O
P
O
S
I
T
O
R

NOTICIAS OPOSICIONES

¿Qué Oposiciones Son Las Más Difíciles de Preparar?

¡SUSCRÍBETE!
+ Gratis Pack del Opositor

Pese a que, preparar cualquier tipo de oposición lleva consigo un esfuerzo y un sacrificio importante, por parte del aspirante que se ve obligado a dedicar meses e incluso años de su vida a dicha preparación, ciertamente existen distintos niveles de complejidad y dureza entre unos cuerpos y otros.

Por eso, hoy queremos ofrecerte una muestra de aquellos puestos de funcionarios que presentan una dificultad algo mayor, para que, si optas por ellos sepas, al menos, a lo que te enfrentas. Y, si no te ves preparado, conozcas las alternativas que te darán acceso a puestos similares bastante más accesibles.

Lo primero que debemos plantearnos a la hora de llevar a cabo una clasificación de las oposiciones más complejas del funcionariado español son las características comunes que reúnen dichas oposiciones y que son, entre otras:

  • El número de temas que integran su preparación. Ya que no es lo mismo aspirar a cuerpos cuyos temarios rondan los 20-40 temas frente a otros que superan con creces los más de 300 temas como es el caso del Cuerpo de Notario (348 temas) o de Abogacía del Estado (con más de 400 temas).
  • Los requisitos de acceso en sí. Ya que se trata de cuerpos que nos exigen una titulación superior (universitaria), a menudo especializada (en derecho, por ejemplo, para determinados cuerpos de Justicia). O bien, permisos especiales de conducir, como ocurre con determinados cuerpos de seguridad.
  • El número de vacantes frente a los aspirantes. A lo dicho hasta ahora, debemos sumar que estos cuerpos, a menudo, ofertan un número muy reducido de plazas, para una cifra más que considerable de aspirantes, que crece cada año. Y, por si fuera poco, son cuerpos que se convocan sin regularidad, lo que aumenta la inseguridad entre los opositores, los cuáles ven crecer la competencia de nuevos aspirantes tras años de preparación.
  • Un gran número de pruebas complejas y diversas. Por último, pero no menos importante, los distintos exámenes que se van sucediendo a lo largo del proceso selectivo suelen ser variadas obligando a los opositores a dominar diversas materias y a desenvolverse oralmente, de forma escrita, mediante psicotécnicos, en entrevistas personales, etc.

ALTERNATIVAS A LAS OPOSICIONES MÁS DIFÍCILES DE APROBAR

Concretamente, vamos a detallar, en función de la rama en la que estés interesado qué cuerpos son los que ofrecen una mayor dificultad y qué otros podrían ser una alternativa segura para acceder a una plaza de funcionario que te permita más adelante aspirar al cuerpo que deseas.

OPOSICIONES DE JUSTICIA

Comenzando por la rama de justicia, todos hemos oído hablar o tenemos conocidos e incluso familiares que han opositado o lo hacen en la actualidad, a notario, juez o abogado del estado.

Estos tres cuerpos lideran, sin duda, el ranking de las oposiciones más inaccesibles de la Administración de Justicia en nuestro país. La media para aprobar los exámenes suele ser de 5-6 años. Esto, unido al escaso número de plazas que se ofertan y de que, una vez lo logres, puedas ser designado a cualquier punto del territorio, son motivos más que suficientes para desalentar al opositor más constante y aplicado.

Sin embargo, si tu intención es la de no pasarte más de un lustro estudiando durante largas jornadas por una plaza, sin garantías de que llegues a lograrlo, existe la posibilidad de que optes al Cuerpo de Gestión Procesal. Esta es una oposición de dificultad media, que te permitirá acceder al ámbito de la Administración de Justicia partiendo con un nivel elevado. Y si lo deseas, una vez logres tu plaza podrás escalar, mediante promoción interna hasta el cuerpo, por ejemplo, de letrados de la Administración de Justicia.

OPOSICIONES A CUERPOS DE LA SEGURIDAD DEL ESTADO

En el área de los cuerpos que velan por la seguridad, lidera la lista de las oposiciones más difíciles la de bombero. Ya que, a la gran cantidad de pruebas a superar (físicas, teóricas y psicotécnicas, entre otras), se une el escaso número de plazas que se oferta y la exigencia en la superación de los ejercicios que se demanda por parte de los tribunales calificadores. Dejando en el camino a miles de opositores en cada nuevo intento.

Frente a esta opción siempre podrás elegir entre presentarte al Cuerpo de la Policía Nacional o de la Guardia Civil, que garantizan miles de plaza cada año. Y cuyas pruebas, aunque exigen una buena preparación, son bastante más asequibles.

OPOSICIONES DE LA ADMINISTRACIÓN DEL ESTADO

En esta rama una de las oposiciones más inaccesibles es, sin duda, la de Gestión de la Administración Civil. No tanto por su la cantidad de temas que tendrás que preparar, ya que son 67, uno menos, incluso que, para Gestión Procesal, sino por la dificultad en sí de la materia y por el largo y variado proceso selectivo que consta de 4 fases entre las que se encuentra, incluso, un periodo formativo.

Frente a este cuerpo, tenemos el de Administrativo del Estado, cuyo acceso es bastante asequible y que os abrirá las puertas de la Administración General del Estado.

OPOSICIONES AUTONÓMICAS

En este caso, debemos hacer hincapié en que según la comunidad autónoma de la que hablemos encontraremos puestos más complejos que en otras. No obstante, por tratar de unificar un poco, destacaremos los puestos de letrados y otros tantos considerados como superiores que implican, una vez más, un mayor número de temas para su preparación, frente a un escaso número de plazas y unas pruebas excesivamente complejas y variadas.

Afortunadamente, de nuevo se nos abre una opción, optando por oposiciones intermedias como son las de Administrativo, que permiten el acceso en un tiempo razonable a la administración de la comunidad en cuestión y que, a continuación, permitirán el acceso por vía de promoción interna a puestos de mayor responsabilidad y mejor pagados.

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00